Prevención y Respuesta de la violencia contra las mujeres en los sistemas de transporte urbano
Self-Paced eLearning

Prevención y Respuesta de la violencia contra las mujeres en los sistemas de transporte urbano

En América Latina, 1 de cada 3 mujeres, es afectada por violencia de género. La situación que viven las mujeres no solo sucede en la esfera doméstica sino también en el espacio público. De acuerdo con un estudio de la Universidad de Cornell en 22 países encontró que más del 50 por ciento de las mujeres informado haber sido acosadas. Una encuesta de la Fundación Reuters, que compara 15 grandes ciudades del mundo, reveló que las ciudades latinoamericanas prevalecen como las más peligrosas para que las mujeres utilicen el transporte público. Bogotá, Ciudad de México y Lima aparecieron como las ciudades en las que las mujeres se sentían más inseguras al utilizar el transporte público, especialmente cuando viajaban de noche. La violencia que sufren las mujeres produce costos económicos y sociales significativos. Algunos estudios sugieren que el costo estimado de este tipo de violencia fluctúa entre el 1.6 y el 6.5 por ciento del Producto Interno Bruto de la Región. Además, sus efectos producen daños, no solo inmediatos, sino también de largo plazo en las sobrevivientes, sus familias y la sociedad en general. En el ámbito público, el acoso sexual en el transporte urbano y los espacios relacionados no es sólo una violación a los derechos básicos de las mujeres, también tiene un impacto significativo en su movilidad y en el acceso a oportunidades económicas y servicios. De acuerdo a la Organización Internacional de Trabajo, la falta de acceso a un transporte seguro reduce la participación on laboral de las mujeres en 16.5%. El curso tiene como objetivo intercambiar conocimiento sobre políticas y programas efectivos para la prevención y respuesta al acoso sexual en el transporte urbano y espacios relacionados principalmente de América Latina y el Caribe, estructurados en las siguientes categorías • Soluciones dentro del servicio de transporte incluyendo intervenciones preventivas centradas en las y los espectadores, transporte segregado, aproximaciones tecnológicas y botones del pánico, etc.), • Soluciones fuera del vehículo como presencia policial dentro de estaciones y rehabilitación de espacios públicos, auditorías de seguridad, diseño ambiental para la prevención de la violencia y observatorios ciudadanos), y • Otras intervenciones clave en la prevención y respuesta a la violencia en el transporte público tales como campañas de comunicación, protocolos de reporte y respuesta, líneas de ayuda.